Casas PASSIVHAUS

EL CONCEPTO PASSIVHAUS ¿QUÉ ES UNA CASA PASIVA O PASSIVHAUS?

Es un tipo de construcción o de casa en la que se utilizan los recursos de la arquitectura bioclimática combinados con una eficiencia energética muy superior a la construcción tradicional.

Su objetivo es mantener las condiciones atmosféricas ideales en su interior logrando un ahorro energético que oscila entre el 70% y el 90% respecto a una vivienda convencional. Son construcciones que deben contar con un aislamiento térmico óptimo en sus paredes exteriores, la rotura del puente térmico –que evita que la cara interior y exterior de una ventana tengan contacto entre sí para eliminar la pérdida de calor, ventilación mecánica con recuperación de calor y ventanas y puertas de altas prestaciones.

Las casas Passivhaus son una novedad, por lo que aún es poca gente la que entiende bien de éste tema y éste tipo de construcciones emergentes está creciendo mucho debido al ahorro económico que significa, al no tener que pagar nada o casi nada de gastos de luz, gas, calefacción y aire acondicionado.

CÓMO FUNCIONA UNA CASA PASSIVHAUS

Hay que asegurar el buen funcionamiento y diseño en diferentes ámbitos arquitectónicos:

Aislamiento térmico, ausencia de puentes térmicos, ventanas de calidad, inercia térmica y hermeticidad son estrategias básicas a los que debemos prestar especial atención para conseguir una vivienda Passivhaus.

UN BUEN AISLAMIENTO TÉRMICO

Un muy buen aislamiento de la envolvente es beneficioso tanto en invierno como en verano, las paredes exteriores, la cubierta y la solera deben tener una baja transmitancia térmica.

La función del aislamiento térmico es permitir que el ambiente interior de una casa no se vea influido por las condiciones climáticas del exterior, de modo que sea mucho más fácil controlar su temperatura.

Si a esto le añadimos las estrategias de captación y ventilación natural, conseguiremos mantener una temperatura optima la mayor parte del año sin consumo energético.

EVITAR LOS PUENTES TÉRMICOS

La transmisión de energía no sólo se da en los elementos generales como paredes o techos, sino que también se da en las esquinas, ejes, juntas, etc. Se producen pérdidas o ganancias indeseadas y las temperaturas superficiales en esas zonas suelen ser inferiores a las del resto de la envolvente, pudiendo provocar la aparición de moho.

Se puede construir sin puentes térmicos al:

  • No interrumpir la capa de aislamiento
  • Usar un material con la resistencia térmica mayor si se interrumpe la capa de aislamiento
  • Cuidar las juntas entre elementos constructivos

Además, un puente térmico es un foco de humedades, puesto que es un punto frío en una superficie cálida, esto genera que la humedad interior condense siempre en dicha zona generando peligrosas humedades y moho muchas veces no visibles por el usuario.

CALIDAD DE LAS VENTANAS

Igualmente, las ventanas suponen puntos con riesgo de pérdida de energía, por ello es preciso invertir en ventanas que aseguren buena estanqueidad y aislamiento.

Se recomienda usar ventanas con doble acristalamiento con cámara de baja emisión o ventanas de triple cristal. Estas ventanas aseguran la capacidad aislante necesaria, aunque siempre podemos aumentar las prestaciones térmicas para conseguir más aislamiento. No solamente el cristal es importante, sino que el elemento de la carpintería debe disponer de un sistema de rotura de puente térmico y capacidad aislante.

INERCIA TÉRMICA

La inercia térmica es la capacidad de un material de almacenar calor para liberarlo cuando el ambiente exterior sea más frío. Esta característica permite captar calor durante el día a través de la radiación solar y liberarla por la noche cuando el ambiente es más frío y hay necesidad de calentar la vivienda, normalmente a través de muros o paredes gruesas sin capa de aislamiento térmico para permitir que el calor se almacene y disipe cuando se enfría el ambiente.

HERMETICIDAD Y VENTILACIÓN MECÁNICA CON RECUPERACIÓN DE CALOR

La casa debe asegurar el mínimo de intercambios energéticos con el exterior pero respetando unas renovaciones de aire por hora máximas.

Es indispensable tanto para la vivienda como para la salud de sus habitantes que una casa renueve el aire interior, pero a la vez tiene que ser relativamente estanca para evitar filtraciones de aire que puedan alterar la temperatura interior de las estancias.

Las personas y los electrodomésticos generan calor, éste es reaprovechado por el sistema de ventilación, al precalentar el aire limpio entrante antes de expulsar el aire viciado.

La cantidad de energía necesaria para acondicionar los espacios es tan pequeña que la podríamos cubrir con una pequeña estufa sin necesidad de un sistema convencional de radiadores o suelo radiante, con el correspondiente ahorro económico que ello supone.

LA CERTIFICACIÓN ENERGÉTICA PASSIVHAUS

El sello Passivhaus es un certificado que asegura que nuestra vivienda tiene un gasto menor en calefacción y climatización que una casa convencional.

Se otorga a casas que respondan a un gasto de calefacción inferior a los 15 KWh/ m² año, pero en realidad hay otras opciones que debemos tener en cuenta.

El técnico certificador Passivhaus supervisa todo el proceso de diseño y de construcción de una casa Passivhaus. Al final, realiza una serie de pruebas y mediciones que permiten comprobar y demostrar que se cumplen todos los requisitos que establece este sello para certificar que la casa cumple con los requisitos energéticos del estándar Passivhaus.

Estos requisitos responden a una serie de requerimientos muy concretos sobre el consumo de la vivienda. Se establece que:

  • La demanda de calefacción sea inferior a 15 kWh/m2/año
  • La demanda de refrigeración sea inferior a 15kWh/m2/año
  • La demanda de energía primaria sea inferior a 120kWh/m2/año, (incluyendo la energía que se destina agua caliente y a electricidad).
  • Asegurar que la vivienda es prácticamente estanca, pero manteniendo una calidad de aire interior saludable, es decir, asegurando las 0,6 renovaciones de aire por hora.

LA CONSTRUCCIÓN DE TU CASA PASSIVHAUS CON NUESTRO ESTUDIO ARQUITODO

Aunque suene todo muy técnico y muy complejo nosotros entendemos muy bien el concepto Passivhaus. Si queréis más información acerca de cómo funciona una casa Passivhaus y las diferencias con una casa pasiva convencional, podéis acercaros a nuestro estudio para comentaros las ventajas y desventajas de cada opción y poder decidir qué tipo de casa es la mejor elección para vosotros. Y recordad, tener una casa que os cueste 0 euros en calefacción, 0 euros en refrigeración y casi 0 euros en electricidad es posible.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *